En manos de la novia

Cuando empezamos a organizar una boda y vemos la parte de las flores, hay un elemento súper importante que es el bouquet que la novia va a llevar. El bouquet es parte de los accesorios que la novia lleva, y por esto es tan importante que se elija de la mejor manera.

Lo primero a considerar es el tamaño de este. Hay que tener en cuenta que debe de ir en proporción con la novia, porque este tiene que estar en armonía. Por ejemplo, si la novia es muy delgadita, un bouquet muy grande no va a verse bien en ella; al igual que una novia muy alta que lleve un bouquet muy pequeño.

 

Otra cosa a considerar, es el color que elijamos. Si elegimos un bouquet muy colorido, hay que tener en cuenta que este va a llamar mucho la atención, e incluso puede desviar un poco la atención de la novia. Es por eso que los colores un poco mas neutrales tienden a ir más de la mano con las novias. De todas maneras, esto no quiere decir que no se usen bouquets coloridos, solamente es algo que la novia tiene que considerar.

       

La forma del bouquet es otra característica. Hay personas a las que les gusta compacto, otras que sea más suelto e incluso hay novias que les gusta que tenga caída. Al igual que con el tamaño, hay que ver como va con la novia.

La mejor manera de ver que todo esto este en orden, es verlo en la sesión de fotos de novia, o la prueba que se hace. Yo les recomiendo mucho que se tomen estas fotos, porque en este momento de tranquilidad van a poder revisar el vestido, el maquillaje, el peinado, los accesorios y el bouquet. Esto se los cuento, porque a mi me paso que con una novia, para sus fotos de novia también se le hizo su bouquet. Pero a la hora de ver las fotos, nos dimos cuenta que el bouquet se veía demasiado grande para ella! Yo no había visto que era tan delgadita! Pero gracias a esto, pudimos hacer la corrección para el día de la boda.

 

Por ultimo, la tirada del ramo! A muchas novias les gusta tirar las flores, pero hay muchas que les gusta dejarse el bouquet o incluso se lo llevan a la Virgen. Por esto es que también les damos la opción de hacerles un bouquet “falso”. Así, pueden tirar unas flores mas pequeñas y parecidas, pero sin tener que dañar el original.

El bouquet es parte de una novia, es por eso que al igual que los aretes o los zapatos, la novia lo tiene que elegir a su gusto y que se sienta cómoda.

-Macha